“Emergente”, la canción que compuso un jugador y retrata a Villa Libertador Rugby

By
Updated: agosto 19, 2020

 

Como la poesía que canta la Mona en “El Marginal”, emerge orgullosa la estirpe villera. La que libera y afirma en la frase de José Hernández el “Cantando me he de morir y cantando me han de enterrar, cantado he de llegar al pie del Eterno Padre, desde el vientre de mi madre, vine a este mundo a cantar”.

Así, entre golpes ovalados y sentido de pertenencia, el orgulloso club Villa Libertador tiene letra y música en la inspiración de Santiago Rodríguez. Un porteño que desde sus raíces en Fuerte Apache llegó a Córdoba con la música en la sangre y encontró en un cuero ovalado su lugar para desnudar sus pasiones. Tantas, que le hizo una canción al club de sus amores como muestra de fidelidad eterna.

¿Cómo llegaste a Córdoba?
Mi familia paterna es cordobesa. Si bien viví hasta los 21 años en Buenos Aires, Córdoba siempre fue una variante para vivir. Llegué acá luego de vivir en Moreno y Cuidadela; esta provincia me dio todo, familia, trabajo y el rugby.

La murga y el cuero ovalado
“Santi” tiene tonada porteña de pura cepa. Caminó las mismas calles y pasillos del “Apache” Carlos Tévez y luego decepcionarse con el fútbol y sus modismos, encontró en el rugby un espacio que ama y defiende: “ El fútbol es un hermoso deporte, apasionante, pero no su contexto de presión y sumado a los padres que generan expresiones tristes. Llegé al rugby por medio de Galo Álvarez Quiñónes y su familia. Comencé a llevar a mi hijo Roque a las infantiles del Jockey Club Córdoba, pero al tener muchos amigos en Villa Libertador y pertenecer a la murga, dejé el Jockey para despuntar el vicio en el club de la Villa”.

Un cambio rotundo
Totalmente. Por la realidad del lugar y porque al poco tiempo de llegar ya estaba a cargo de la categoría M7, con todo lo que implica tal responsabilidad en infantiles. Al toque me puse a hacer los cursos de la UAR con José Arias y me puse a entrenar los pibes. Eso pasó hace tres años, luego vino la invitación a jugar y no pude decir que no. Todo nuevo y un lindo desafío para mí.

La música en la piel y una amistad con el ex jugador, entrenador y poeta Matías “Cogote” Ferreyra le fueron dando un sentido a la nueva vida de Santiago. A tal punto, que Ferreyra lo invitó a jugar en Primera y “Santi” se hizo un tatuaje de un dibujo de la tapa de un libro de poesías del mismo “Cogote”. Obra que cuenta en poesías vida y sentir rugbístico llamada “Herida en Siete”. Otra historia dentro de esta historia. Pero el tatuaje tiene un 3 en la espalda del jugador que representa como primera línea.

Entre gauchos, rockeros y cumbieros
Primero el folclore y luego A.L.M.A Rock (América Latina Memoria Activa) fueron los primeros acordes de guitarra donde Santiago hizo sonar su música al llegar a Córdoba a estudiar en el Conservatorio de Música: “ Tengo variados referentes dentro de la música que toco en mi guitarra y en mi bajo. Me gusta Ricardo Mollo, de Divididos; Pablo Lescano, de Damas Gratis; Los Manseros Santiagueños y el “Chango” Spasiuk. No me limito a escuchar o tocar un solo género musical. Me gusta descubrir cada uno y sentirlo. Me gustan los artistas que tienen un compromiso con su sociedad. Si el arte es vacío, no sirve para nada.

¿Cómo nace la canción “Emergente” para Villa Libertador Rugby?
Fue muy emotivo. Al grupo de wapp de la Primera llegó un mensaje de un jugador referente que nos decía llorando que dejaba de jugar por falta de trabajo. Que se le hacía cuesta arriba seguir con el rugby. Fue desgarrador. No podía mantener a su familia. Lo hablé por privado y le di mi apoyo. Luego volvimos a entrenamiento y un día uno de los chicos cantaba la canción del “Potro” Rodrigo para Maradona. Justo en esta parte que dice: “En una villa nació, fue el deseo de Dios, crecer y sobrevivir a la humilde expresión” mientras hacía juego con la pelota. Ahí decidí hacer la canción para los 10 años del club. Es una canción muy de cancha. La cantamos en los colectivos. En cenas y en momentos especiales.

Tenés la libertad por este medio de decirle lo que quieras a la gente de tu club…
Que nada es imposible. Que este sueño que comenzó Leo Bigi, Rosa Minuet y siguen muchos más, tiene una bella realidad hoy. La vida no es laburar para luego ir a un baile a tomar algo y gastarse la guita ahí. Hoy los sueños son ambiciones de seguir creciendo que vuelan por sus propias alas. A mis amigos del club solo puede decirles gracias por dejarme ser parte de esta historia.

 

EMERGENTE
Voy tackleando mi destino
Voy corriendo hasta el final
Voy demostrando con sangre
Que también yo tengo mi lugar

Y aunque la vida sea dura
No me dejaré vencer
Defenderé los valores
Y el barrio que me vio crecer
Ya han pasado 10 años
De este salto de igual
Luchando por los colores y el cariño que nos supo dar
Esa mujer valiente y el muchacho de buen corazón
Que llegaron al barrio trayendo esta ilusión

Soy de Villa El Libertador
Aunque la vida sea injusta, siempre voy adelante como el más campeón
Soy de Villa El Libertador
En las buenas y en las malas, te llevo en la sangre y en el corazón
Ahora soy emergente,
Ya no soy “El Marginal”
Ese changuito de barrio que un día empezó a soñar
Y aunque no tenga trabajo, no me dejaré vencer
El domingo en la chancha, te lo demostraré.

Letra y música: Santiago Rodríguez
Créditos fotográficos: Roque Rodríguez

 

Comentarios

comentario